Panasonic Lumix GH2, a prueba

0
217
Panasonic Lumix GH2.

La nueva Panasonic Lumix DMC-GH2 mejora las características de su antecesora, la GH1, manteniendo su gran versatilidad para la fotografía y el vídeo.

La Lumix GH2 es la más reciente cámara del sistema Micro Cuatro Tercios, de Panasonic. El Nuevo modelo ofrece un sensor de 16 megapíxeles, una gran variedad de opciones manuales y funciones creativas. La cámara permite grabar video en formato AVCHD, incluyendo un buen número de características especiales.

Dieciocho meses después del lanzamiento de la Lumix DMC-GH1, Panasonic presenta una versión mejorada del modelo, en la forma de la GH2. Aunque el nuevo modelo mantiene el mismo diseño similar al de una DSLR de su antecesora, presenta una serie de actualizaciones y mejoras, como un sensor de 16 MP, o una pantalla LCD táctil.

La cámara

Como su antecesora, la GH2 ofrece un sofisticado acabado en plástico mate, quizá de aspecto excesivamente plástico, repleto de multitud de elementos de control, que acentúan su semblanza con las cámaras DSLR, aunque con unas dimensiones más reducidas. Esta reducción de escala resulta muy cómoda para el transporte de la cámara, pero en algunos puntos es algo menos apropiada, como es en el caso de la pequeña empuñadura.

Aunque la GH2 dispone de un interruptor para cambiar la visualización entre la pantalla LCD y el visor electrónico, junto a éste último la cámara cuenta con un pequeño sensor que lo activa automáticamente cuando el usuario acerca su ojo al ocular.

Aparte de su reducidas dimensiones, la GH2 ofrece un buen número de diales, interruptores y botones adecuadamente situados para facilitar el ajuste de sus innumerables funciones manuales. Entre estas funciones se incluyen los habituales modos de toma P, A, S y M, además de programas de escena, modos personalizables y el funcional Auto inteligente. La GH2 también cuenta con un modo creativo denominado “Mi color”, que permite seleccionar entre 7 ajustes predefinidos, como Expresivo, Retro, Puro, Elegante, Monocromo Arte dinámico y Silueta, además de otra opción personalizable por el usuario. Estos filtros artísticos pueden previsualizarse antes de ser aplicados, y, además, están activos tanto en modo fotográfico como de grabación de vídeo.

La Lumix GH2 incorpora una pantalla LCD pivotante de 3’’, que puede orientarse 270°, verticalmente, y 180° hacia la izquierda. Otra característica nueva de la LCD es que incorpora tecnología táctil, lo que permite el ajuste de determinadas funciones y la navegación por fotografías y menús con un simple toque. Quizá lo menos atractivo de la pantalla sea su limitada resolución de 460.000 puntos.

La parte superior de la cámara dispone de un buen número de controles, entre los que destaca el dial de modos, que incluye los modos de exposición habituales, los programas de escena y 3 modos personalizables por el usuario. En el lado izquierdo, la GH2 ofrece un segundo dial que permite seleccionar los ajustes de medición y de enfoque.

La alternativa visual de la cámara a la pantalla LCD es su visor electrónico, que ofrece una resolución mucho mayor -1.530.000 puntos-, y lo convierte en uno de los mejores del mercado. Como en los otros modelos de la serie G de Panasonic, la GH2 cuenta con un interruptor para cambiar la visualización entre la pantalla y el visor, pero, junto a éste último, la cámara dispone de un sensor que activa automáticamente el visor, cuando el usuario acerca el ojo. Esto contribuye a la facilidad de uso, reduciendo al máximo las barreras entre el fotógrafo y la imagen deseada.

Al igual que sucede en la Lumix GF2, la pantalla táctil de la GH2 asume un gran protagonismo en la captura, al poder actuar como disparador, o ajustar el enfoque en un sujeto de la escena, con solo tocarlo en pantalla. Y más aún, con sólo un toque en una cara, por ejemplo, la cámara selecciona automáticamente el modo de escena, en este caso, retrato. Es decir, la capacidad táctil de la pantalla permite actuar como un atajo en la selección de determinados parámetros, en lugar de tener que “batallar” con los controles.

La Lumix GH2 incorpora un flash eyectable, así como una Zapata para unidades externas. La conexión combinada USB-/TV se encuentra en el lado izquierdo de la cámara, cubierta por una tapa de plástico. Además, la GH2 cuenta con un interfaz para micrófono.

Por si todo esto fuera poco, la GH2 esconde, al menos, otro punto fuerte, desde el punto de vista fotográfico, que es su autofoco. En este aspecto, Panasonic no ha escatimado esfuerzos para dotar al modelo con un autofoco de contraste increíblemente rápido, situándose casi al nivel de los sistemas AF de detección de fase de las cámaras DSLR.

En las manos

En términos de respuesta, la Lumix GH2 puede rivalizar con una cámara DSLR más o menos seria. Su encendido casi inmediato, mientras que el autofoco es sorprendentemente rápido, como ya se ha mencionado. El retraso en la toma es prácticamente inexistente, y en modo de disparo continuo, la cámara ofrece hasta 5 fps. En este modo, la GH2 es capaz de tomar 5 imágenes JPEG de máxima resolución en 1 segundo, mientras que con archivos RAW todo el proceso se prolonga ligeramente.

La pantalla LCD del nuevo modelo de Panasonic puede orientarse hacia arriba y hacia abajo, y rotarse hacia la izquierda. Ofrece una resolución de 460.000 píxeles, mientras que el visor electrónico cuenta con 1,53 millones de puntos.

La GH2 ofrece unas extensas capacidades de vídeo, con una calidad máxima Full HD (1.920 x 1.080 píxeles), sonido estéreo y formato AVCHD. La cámara proporciona un rápido acceso a esta función, simplemente presionando un botón exclusivo para este fin.

Las Pruebas

La Lumix GH2 reproduce la carta de color GretagMacbeth con una ligera sobresaturación -105,9%-. Algunos colores, concretamente en la gama de azules (campos 8 y 13), muestran unas aberraciones bastante importantes; pero, en general, la mayoría se acerca a sus valores ideales, siendo mínimas las variaciones en el caso de los tonos de piel. El ajuste automático del balance de blancos tiende a reproducir las sombras con un ligero toque azulado, mientras que los tonos más claros presentan cierta dominante amarillo-verdosa. Este comportamiento se observa tanto en la imagen de prueba estándar como en la fotografía de retrato.

Imagen de Prueba estándar (RAW).
Imagen de prueba estándar (JPEG). La imagen de prueba estándar muestra una ligera dominante amarillenta en los tonos más claros, y un leve toque azulado en las sombras. La diferenciación entre las tonalidades de rojo es muy buena.

Las imágenes tomadas con la GH2 ofrecen una resolución real de 2.626 líneas de altura, lo que supone un resultado algo decepcionante para un modelo de 16 megapíxeles, con una resolución nominal de 3.456 píxeles en sentido vertical. De hecho, el aspecto de las fotografías es algo suave. Este comportamiento es debido en gran medida al objetivo 14-42 mm que se incluye en el kit, demostrándose poco apropiado para una cámara como la GH2.

Fotografía de retrato con flash (RAW).
Fotografía de retrato (JPEG). La fotografía de retrato muestra las mismas tendencias en las luces y en las sombras observadas en la imagen de prueba estándar. Debido a ello, la versión RAW ofrece unos tonos de piel más atractivos, al estar iluminada con un sistema de luces de estudio. El color de la camiseta de la modelo presenta una saturación perfecta.

La cámara proporciona imágenes muy limpias hasta sensibilidades de 3.200 ISO, con un factor luminancia-ruido muy bajo, gracias a que utiliza un filtrado de ruido inteligente que evita las manchas de color en superficies homogéneas, como un fondo gris, por ejemplo. Con todo ello, el índice de ruido se mantiene por debajo de 1 hasta 800 ISO, superando esta barrera únicamente a partir de 1.600 ISO. Las fotografías tomadas entre 3.200 y 6.400 ISO aún pueden utilizarse para ser impresas a tamaño A4 ó 20 x 30 cm, por ejemplo. A partir de ahí, hasta la sensibilidad máxima de 12.800 ISO, la  presencia de artefactos es más que evidente.

En cuanto al rango dinámico, la GH2 muestra un comportamiento más o menos normal, con un máximo de 10,3 EV.

Curvas características.
Viñeteado.
Error de color.

Conclusión

La Panasonic Lumix DMC-GH2 es una cámara muy versátil, ofreciendo una calidad de imagen que se aproxima a la de una cámara DSLR, pero en un cuerpo más ligero y compacto. A ello hay que añadir una pantalla LCD orientable -aunque de resolución mejorable-, un extenso número de opciones manuales y una gran capacidad para la grabación de vídeo. Con todo ello, podríamos afirmar que la DH2 es una cámara destacable en todas sus múltiples facetas, aunque sin alcanzar la excelencia en ninguna de ellas. Sin embargo, hay un aspecto de la cámara que juega en su contra: un precio relativamente elevado, especialmente si se elige un kit con un objetivo “útil”, como es el 14-140 mm. En este caso, el coste del sistema se sitúa al mismo nivel que el de uno DSLR de aficionado de gama media-alta. Con ello, la decisión dependerá de las prioridades de cada uno: un sencillo sistema “todo en uno”, como la GH2, o una cámara fotográfica más potente, como una DSLR.

E. T. Diorama, para Digimag. Datos de prueba: Betternet.

Nos gusta más

  • Sistema CSC con gran número de funciones
  • Sistema AF de contraste de gran rapidez
  • Visor electrónico de alta resolución (1.533.600 puntos RGB)
  • Full HD video en formato AVCHD estándar
  • Sistema CSC con gran número de funciones
  • Sistema AF de contraste de gran rapidez• Visor electrónico de alta resolución (1.533.600 puntos RGB)• Full HD video en formato AVCHD estándar

Nos gusta menos

  • El objetivo 14-42 mm que se incluye en el kit de la cámara genera unas imágenes algo suaves
  • Precio algo elevado, especialmente si se elige un kit con un objetivo de cierta calidad
Reseña
Calidad de imagen
Resolución
Prestaciones
Equipo
Relación Calidad-Precio
Compartir
Artículo anteriorExposición de Díaz-Maroto en ArtePaso
Artículo siguienteJuandelaJota en Espacio Orienta

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, añade tu comentario
Por favor, introduce tu nombre aquí