Panasonic Lumix G5, a prueba

2
112

La Panasonic Lumix G5 combina opciones para usuarios noveles con características avanzadas. La cámara puede manejarse de forma sencilla con su pantalla táctil, mientras ofrece prestaciones de alto nivel.

La Panasonic Lumix DMC-G5 es una cámara de sistema compacto, con 16 megapíxeles de resolución. Incluye muchas opciones automáticas, como el modo iA o los programas de escena), pero también ofrece los ajustes manuales habituales de las cámaras DSLR.
La Panasonic Lumix DMC-G5 es una cámara de sistema compacto, con 16 megapíxeles de resolución. Incluye muchas opciones automáticas, como el modo iA o los programas de escena), pero también ofrece los ajustes manuales habituales de las cámaras DSLR.

Han pasado cuatro años desde que Panasonic creara un nuevo segmento de cámaras, con el lanzamiento de la Lumix G1 en 2008. Desde entonces, la compañía de Osaka ha expandido su gama CSC con distintos modelos ajustados a las necesidades de usuarios diferentes. La oferta actual incluye la GF5, para aquéllos que buscan un modelo compacto; la GX1, orientada al fotógrafo entusiasta que quiere una cámara más cómoda de llevar que una DSLR; la reciente GH3, con opciones de fotografía y vídeo casi profesionales; y la G3, una cámara que mezcla características adaptadas tanto a los usuarios noveles como a los aficionados más avanzados.

Antendiendo estrictamente a la nomenclatura, podría parecer que la G5 nace para sustituir a la G3, pero en los planes de Panasonic ambos modelos convivirán en su familia, al menos durante cierto tiempo. De este modo, la G5 se sitúa por encima de la GF5 y de la G3, orientada a los potenciales compradores de una DSLR de iniciación o de gama media. Además, la Lumix G5 ofrece suficientes mejoras como para “tentar” también a los actuales poseedores de una GF3 o una G3.

La cámara

La G5 está construida en torno a un sensor Live MOS de 16,1 megapíxeles, complementado con procesador de imagen Venus Engine 7 FHD totalmente rediseñado. Este binomio permite características tales como un disparo continuo de 6 fps o una sensibilidad máxima de 12.800 ISO. Para quienes no necesitan una gran resolución, la cámara es capaz de alcanzar los 20 fps, utilizando el modo de obturador electrónico. Este modo ofrece la ventaja adicional de ser totalmente silencioso, lo que resulta imprescindible en determinadas situaciones.

La pantalla LCD de la G5 tiene un tamaño de 3 pulgadas y una resolución de 920.000 puntos RGB. La cámara también incorpora un visor electrónico, que ofrece una resolución aún mayor: 1,4 millones de píxeles. La visualización a través de la pantalla o el visor se cambia automáticamente cuando el usuario acerca el ojo a éste último, gracias a un pequeño sensor.
La pantalla LCD de la G5 tiene un tamaño de 3 pulgadas y una resolución de 920.000 puntos RGB. La cámara también incorpora un visor electrónico, que ofrece una resolución aún mayor: 1,4 millones de píxeles. La visualización a través de la pantalla o el visor se cambia automáticamente cuando el usuario acerca el ojo a éste último, gracias a un pequeño sensor.

Ya en el exterior, la parte trasera de la Lumix G5 incluye una pantalla LCD de 3 pulgadas, con 920.000 puntos de resolución, duplicando la ofrecida por la de la G3. Además, la pantalla es articulada y ofrece funcionalidad táctil. Esta característica permite, entre otras cosas, seleccionar el punto de enfoque y realizar la toma simplemente tocando su superficie con el dedo. Al igual que en la G3, el diseño articulado de la pantalla de la G5 permite orientarla 180° verticalmente y 270° horizontalmente.

La Lumix G5 ofrece otra opción para el encuadre de las escenas, y a estas alturas es de agradecer, gracias a que incorpora un visor electrónico de alta resolución. Con una resolución de 1,44 millones de puntos, el visor de la G5 ofrece una gran visualización, mostrándose como uno de los mejores del mercado. Además, el visor  proporciona un 100% de cobertura de la escena y cuenta con un sensor que lo activa automáticamente cuando se acerca el ojo.

Un gran dial situado en la parte superior del cuerpo de la G5, permite cambiar rápidamente el modo de exposición. Las opciones incluyen 2 posiciones personalizables por el usuario (C1 y C2), así como un modo para efectos especiales, como miniatura, sepia, etcétera. Estos efectos especiales también se aplican cuando se graba vídeo.
Un gran dial situado en la parte superior del cuerpo de la G5, permite cambiar rápidamente el modo de exposición. Las opciones incluyen 2 posiciones personalizables por el usuario (C1 y C2), así como un modo para efectos especiales, como miniatura, sepia, etcétera. Estos efectos especiales también se aplican cuando se graba vídeo.

La Lumix G5 puede captar las imágenes en formato JPEG, con varios ajustes de tamaño y calidad, así como en modo RAW, que podrán editarse posteriormente en el ordenador. Pero, para aquéllos que prefieran aplicar efectos en la propia cámara, la G5 incluye un total de 14 efectos creativos, entre los que se incluyen proceso cruzado, miniatura o monocromo dinámico.

En término de diseño, la G5 mantiene el mismo aspecto de pequeña DSLR que su predecesora, aunque con algunas diferencias mínimas. Así, la empuñadura de la G5 es algo más prominente, y el disparador se ubica ligeramente más adelantado que el de la G3, lo que proporciona una sujeción y un disparo más cómodos. Como novedad, la G5 añade justo detrás del disparador una pequeña palanca de función, capaz de controlar una serie de operaciones.

Para las pruebas se ha utilizado el objetivo 14-42 mm del kit, equivalente a 28-84 mm. Esta óptica incorpora dos pequeños botones que se utilizan para ajustar la longitud focal y el enfoque, respectivamente. Aunque este sistema es fácil de usar y se muestra muy apropiado para la grabación de vídeo, resulta algo extraño para la toma de fotografías. El objetivo está equipado, además, con el sistema de estabilización óptico Mega O.I.S., de Panasonic, ya que la G5, al igual que todos los modelos de la gama G, no cuenta con estabilizador mecánico.
Para las pruebas se ha utilizado el objetivo 14-42 mm del kit, equivalente a 28-84 mm. Esta óptica incorpora dos pequeños botones que se utilizan para ajustar la longitud focal y el enfoque, respectivamente. Aunque este sistema es fácil de usar y se muestra muy apropiado para la grabación de vídeo, resulta algo extraño para la toma de fotografías. El objetivo está equipado, además, con el sistema de estabilización óptico Mega O.I.S., de Panasonic, ya que la G5, al igual que todos los modelos de la gama G, no cuenta con estabilizador mecánico.

En las manos

La Lumix G5 es una cámara muy rápida. Pero no especialmente por sus tiempos de encendido y de retraso en la toma, que se sitúan al mismo nivel que el de otros modelos CSC y DSLR de aficionado, sino por la rapidez de su sistema AF de contraste. Panasonic se ha esforzado por mejorar uno de los aspectos más críticos de los sistemas CSC, incapaces de utilizar el rápido AF de detección de fase de las cámaras réflex, y lo ha conseguido. Así, la G5 incorpora el nuevo módulo Light Speed AF, capaz de enfocar en sólo 0,09 segundos. Esto se traduce en la práctica en que la cámara es capaz de enfocar instantáneamente, cuando la luz es adecuada. Pero, si las condiciones de iluminación no son las óptimas, la cámara incorpora una lámpara de asistencia que ayuda a que el sistema enfoque adecuadamente.

El modo de disparo continuo hace que la G5 también destaque sobre sus más directas rivales, ofreciendo un máximo de 6 fps.

Además de poder orientarse en cualquier ángulo, la pantalla LCD de la Lumix G5 ofrece tecnología táctil. De este modo, muchos de los parámetros de toma pueden ajustarse con un solo toque.
Además de poder orientarse en cualquier ángulo, la pantalla LCD de la Lumix G5 ofrece tecnología táctil. De este modo, muchos de los parámetros de toma pueden ajustarse con un solo toque.

Las opciones de vídeo tampoco desmerecen. La Lumix G5 es capaz de grabar Full HD con diferentes índices fps. El sonido se graba en modo mono por medio del pequeño micrófono que incorpora, pero puede captarse en estéreo utilizando un micrófono externo. 

Las Pruebas

La Lumix G5 muestra un buen comportamiento en la reproducción de los colores. El sistema de balance de blancos tiene una ligera tendencia a teñir los colores con un leve tono verdoso, como puede comprobarse en los grises, por ejemplo. Aún así, los errores de color se sitúan a un nivel muy bajo. Contrariamente, los tonos de piel presentan una ligera dominante magenta, lo que los hace muy atractivos a los ojos de un aficionado. La saturación de los colores se sitúa al nivel estándar de las cámaras de sistema compacto de su gama, con  un valor de 105,1%.

Imagen de prueba estándar (JPEG).
Imagen de prueba estándar (JPEG).
Imagen de prueba estándar (RAW). Las imágenes de prueba estándar ponen de manifiesto la tendencia de la Panasonic Lumix G5 a subexponer las tomas. La nitidez de las fotografías es muy buena. El comportamiento del objetivo del kit es más que aceptable, encontrándose sólo distorsiones de poca importancia.
Imagen de prueba estándar (RAW). Las imágenes de prueba estándar ponen de manifiesto la tendencia de la Panasonic Lumix G5 a subexponer las tomas. La nitidez de las fotografías es muy buena. El comportamiento del objetivo del kit es más que aceptable, encontrándose sólo distorsiones de poca importancia.

Las imágenes muestran un alto nivel de detalle en los colores rojos. La diferenciación de la textura de la camiseta de la modelo es muy buena.

La resolución ofrecida por la G5 se sitúa teóricamente por encima de la media en cámaras de su segmento. Las pruebas revelan una reproducción de 2.954 líneas de altura; un resultado más que aceptable para un modelo de 3.954 píxeles de resolución nominal. En la práctica, sin embargo, la imagen de prueba estándar tiene un aspecto algo suave. Este efecto se debe seguramente a que el procesador aplica unos ajustes de nitidez algo bajos en modo estándar, ya que el comportamiento del objetivo del kit no tiene mucha influencia en este resultado. Prueba de ello es que la nitidez en las esquinas de la toma presenta sólo una ligera pérdida respecto al centro.

Fotografía de retrato (JPEG).
Fotografía de retrato (JPEG).
Fotografía de retrato (RAW). La fotografía de retrato también está algo subexpuesta. Los tonos de piel son buenos, aunque con cierto toque magenta. El balance de blancos automático dota al fondo gris de un aspecto algo frío.
Fotografía de retrato (RAW). La fotografía de retrato también está algo subexpuesta. Los tonos de piel son buenos, aunque con cierto toque magenta. El balance de blancos automático dota al fondo gris de un aspecto algo frío.

La fotografía de retrato también muestra el aspecto suave de las imágenes JPEG tomadas con la G5. Esto puede solucionarse utilizando un modo de mayor nitidez, o realizando las tomas en modo RAW y mejorando la nitidez en el proceso de conversión.

La presencia de ruido en las imágenes tomadas con la G5 se aprecia incluso en las sensibilidades más bajas. Por ejemplo, el índice de ruido se sitúa en 0,68 ya a 160 ISO, aunque se mantiene en torno a ese valor cuando se incrementa la sensibilidad, gracias a un intenso filtrado. Así, hasta 3.200 ISO, el ruido adquiere el mismo aspecto que el grano de la película. A 6.400 ISO, la presencia de ruido es ya bastante molesta, aunque no se aprecia la aparición de nubes cromáticas. Con las sensibilidades más altas, hasta 12.800 ISO, el aspecto de las fotografías es aún más suave, debido al fuerte filtrado, lo que favorece la aparición de “efectos colaterales” en las líneas de alto contraste.

Con un máximo de 10,6 EV, el rango dinámico ofrecido por la G5 es muy bueno, con ajustes de sensibilidad bajos. Sin embargo, a medida que se incrementa la sensibilidad, especialmente por encima de 400 ISO, el rango dinámico decrece de forma drástica.

Curvas características.
Curvas características.
Viñeteado.
Viñeteado.
Error de color.
Error de color.

Conclusión

La Panasonic Lumix G5 es una de las cámaras más completas de la gama media CSC. En consonancia con ello, su precio es también algo mayor que el de sus rivales, especialmente si se adquiere el kit con el nuevo zoom 14-42 mm. Su calidad de construcción es muy buena, y la funcionalidad de su pantalla táctil hace que su manejo sea sencillo e intuitivo. A ello hay que añadir, además, otras características como la rapidez del sistema AF, la pantalla articulada, la inclusión de un visor electrónico de alta calidad, un disparo continuo de 6 fps y las capacidades para la grabación de vídeo Full HD.

Lo más negativo que encontramos en la G5, por poner un pero, es su calidad de imagen. Aunque es buena en términos generales, podría mejorarse con un mayor nivel de nitidez y, sobre todo, con un filtrado anti ruido más eficiente.

Concluyendo, la Panasonic Lumix G5 es una excelente opción para todos aquellos aficionados que buscan una cámara pequeña y versátil, que les permita desarrollar su creatividad sin límites técnicos.

E. T. Diorama, para Digimag. Datos de prueba: Betternet.

Características técnicas de la Panasonic Lumix G5

Fecha de presentaciónJulio 2012
Tipo de cámaraCSC de aficionado
Precio aproximado899 euros
Resolución máxima4608 x 3456 píxeles
Aspecto de imagen4:3, 3:2, 16:9, 1:1
Píxeles totales18,3 megapíxeles
Píxeles efectivos16,1 megapíxeles
Tamaño del sensor17,3 x 13 mm (Cuatro Tercios)
ProcesadorVenus Engine VII FHD
Tipo de sensorCMOS
SensibilidadAuto, 160, 200, 400, 800, 1600, 3200, 6400, 12800 ISO
Montura del objetivoMicro Cuatro Tercios
Factor multiplicador focal2x
Rango focal equivalenteSegún objetivo
Zoom ópticoSegún objetivo
Zoom digital2x, 4x
Rango de aberturasSegún objetivo
Estabilizador de imagenNo
AutofocoContraste. Multiárea, puntual, sencillo, continuo, detección de caras, visualización directa, táctil
Enfoque manual
Rango de enfoque normalSegún objetivo
Rango de enfoque macroSegún objetivo
Balance de blancos5 modos
Rango de velocidades1/4000 - 60 s
Flash integradoSí, eyectable
Rango de flash10,5 metros
Flash externoZapata
Modos de flashAuto, Relleno, Ojos rojos, Sincronización lenta
MediciónMúltiple, Promediada al centro, Puntual
Comp. de exposición-3 EV a +3 EV, en incrementos de 1/3 EV
Modos de exposiciónP, A, S, M, Auto, iAuto, Escenas
Disparo continuo6 fps
Vídeo1920 x 1080 (60, 50, 30, 25 fps) 1280 x 720 (60, 50, 30, 25 fps), 640 x 480 (30, 25 fps)
Control remotoSí (opcional)
Autodisparador2 ó 10 segundos.
AlmacenamientoSD/SDHC/SDXC
Formatos de archivoRAW, JPEG
VisorElectrónico (100% cobertura, 1,4% ampliación)
PantallaLCD pivotante de 3 pulgadas
Resolución de pantalla921.000 píxeles
Visualización directa
USBUSB 2.0 (480 Mbit/s)
HDMISí (Mini HDMI tipo C)
Conexión inalámbricaNo
AlimentaciónBatería de ión litio recargable
Peso396 g
Dimensiones120 x 83 x 71 mm

Nos gusta más

  • Cuerpo compacto
  • Pantalla LCD táctil y pivotante
  • Visor electrónico de alta resolución
  • Sistema AF muy rápido
  • Buenos colores
  • Capacidades de vídeo Full HD

Nos gusta menos

  • Carece de ajustes manuales en modo de vídeo
  • Niveles de ruido excesivamente altos

2 COMENTARIOS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, añade tu comentario
Por favor, introduce tu nombre aquí